EN BUENOS AIRES: El alemán se llevó la Polaroid

por gustaborracho

Hotel de las Americas, Buenos Aires, 3:45 a.m.:

Ajá, sigo con los updates que tengo pendientes. La última vez hablé de nuestra visita a San Telmo, el barrio más antigüo de Buenos Aires y el que vió nacer el tango. Es un barrio de calles angostas y empedradas, en la que todos los domingos se realiza una feria de antigüedades donde se puede conseguir prácticamente de todo. Nosotros no ibamos en busca de nada especial, pero de pronto, pasando frente a un kiosko que vendía artículos de fotografía pillamos una cámara Polaroid, original y totalmente nueva, con manual de instrucciones y caja de películas virgen.


Justo en el momento que la vimos, pensamos en tomarla y pagarla de una vez, sin preguntar. Cual fue nuestra sorpresa, cuando segundos antes de ponerle las manos al aparatico, un joven aleman la toma y empieza a preguntarle al vendedor un montón de boludeces. ¿Qué coño preguntaba el alemancito? Todo estaba muy claro: Es una Polaroid original, nueva de paquete, con manual de instrucciones y juego de películas, que se vende en 150 pesos (unos 50$). Desgraciadamente, luego de muchos rodeos, el alemán compró la cámara y le rompió el corazón a Ram, quien todavía llora por las noches cada vez que se acuerda del suceso.

No nos quedó más que seguir y hacer caso omiso a la situación. Caminamos un rato más y nos topamos con un kiosko que vende LP’s de todos los géneros, especialmente rock. Allí le compré a Ross (Halfin) un vinil doble, edicion argentina, del clásico “The Song Remains The Same” de Led Zeppelin. Fue nuestra única compra en San Telmo. Luego seguimos caminando por el barrio y pillamos a un montón de gente tocando en la calle, entre ellos un power dúo de tango fusión llamado, precisamente, “Guitarras Fussion”. Con ellos hablamos un rato largo acerca de Venezuela, de Charly García, de Rosario, de Chávez, de los billetúos dueños de locales comerciales, del tango, de Buenos Aires, de las mujeres argentinas y venezolanas, de las fotos de Ram y la música que ellos hacen. Hablamos de todo e incluso les compramos un par de discos, los cuales autografiaron amablemente para nosotros. Desde la habitación 710 del Hotel Las Americas, le enviamos un abrazo a Elio y a Nelson por toda la buena onda de ese día.




Después seguimos caminando hasta la Plaza de Mayo, donde está la Casa Rosada, tomamos un par de fotos y buscamos un locutorio para llamar a Mer, una amiga argentina que Ram conoción a través del Flickr hace un tiempo atrás. Ella fue a Caracas y ahora que estábamos en Buenos Aires, era hora de propiciar un nuevo encuentro, esta vez en su cancha. Llegamos hasta su casa y allí la pasamos de lo mejor… conocimos a su amiga Verónica (que está bieeeen chévere), tomamos mate, escuchamos el GustaPOD 3, vimos el portafolio de Ram, conocimos a un pana fotógrafo que es de Barcelona (pero que vive en Buenos Aires), nos reimos mucho de Mer y Verónica, salimos a cenar en Palermo y pasamos frío, mucho frío de vuelta a nuestro hostal. Esa noche ha sido la más fría de todas, quizá unos 10ºC. Lo peor es que hoy, mientras íbamos en un taxi camino al Hotel donde nos estamos hospedando, escuchanmos en la radio que pasado mañana habrá una temperatura mínima de 3ºC y una máxima de 10º C. TRES GRADOS CENTIGRADOS. No joda, nos viene frío parejo.


Ya hoy es martes, y el lunes ha sido un día genial para nosotros. En principio, porque empezamos el curso en el que estamos participando, pero más allá de eso, lo fino ha sido compartir con la gente de Chile, Colombia, República Dominicana, Paraguay, México, Cuba y Venezuela que están acompañándonos en esta película que estamos viviendo. Los broderes son todos unas verdaderas joyas y las chicas, pues bien interesantes. Apenas tenemos unas horas de habernos conocido y parece que somos panas de toda la vida… cosas de creativos, me imagino.

Mañana, los detalles de nuestra primera noche Esponjaria en Buenos Aires. Fue todo un suceso.
P.d.: Entren al nuevo site de Ram, el link es: www.ramfotografia.com